Los mejores 12 trucos para lograr un esmalte de uñas duradero

9 months ago

Ingrid Dalmau

Sigue estos consejos si quieres lucir una manicura perfecta durante más tiempo sin necesidad de retocar.

Mantener tus uñas intactas será más fácil con estos trucos.
Mantener tus uñas intactas será más fácil con estos trucos. Fuente: ©GTRESONLINE

Conseguir que nuestras uñas pintadas sobrevivan a la semana sin un desconchado o con las puntas intactas parece un verdadero milagro, hagamos lo que hagamos.

Pero existen una serie de trucos que nos ayudarán a lograr un esmalte de uñas duradero y poder presumir de manicura perfecta por más tiempo. ¡Te contamos cuáles!

Cómo conseguir un esmalte de uñas duradero

Ten en cuenta estos consejos para tu manicura si quieres mantener unas uñas perfectas por más tiempo.

1. Antes de todo, cuida tus uñas

Si queremos lograr un esmalte de uñas duradero, antes de nada debemos cuidar la base sobre la que pintaremos. Es importante que las uñas estén suaves y lisas para que la pintura se adhiera bien y no aparezcan burbujas, así como evitar la futura aparición de grietas y que el esmalte nos dure más tiempo.

Para ello se recomienda limar la superficie de las uñas y hacerlo siempre en la misma dirección, nunca arriba y abajo. Procura limarlas solo estando secas, ya que si han estado previamente en remojo corres el riesgo de que se estropeen.

Evita también cortar las cutículas o pintar encima, ya que eso favorecerá el desconchado. Si las quieres tener cuidadas, existen aceites especiales para su sellado que les darán un aspecto más saludable y estético.

2. Realiza una buena limpieza antes de aplicar el esmalte

Para conseguir el deseado esmalte de uñas duradero, debemos aplicarlo solo si las uñas están perfectamente limpias y secas. Es recomendable limpiarlas con quitaesmaltes aunque no las llevemos pintadas, ya que de esta forma eliminaremos cualquier impureza que impida una buena adhesión del esmalte.

Si no dispones de quitaesmaltes o quieres una limpieza más natural, un buen truco es darle una pasada de vinagre con un algodón, que tendrá el mismo efecto limpiador.

Se recomienda mantener las uñas limpias y sin esmalte durante un par de días antes de volver a pintar, para favorecer la transpiración e hidratación y que luzcan más sanas. En todo caso evitar mantenerlas mucho tiempo en agua antes de pintarlas, ya que una vez se sequen las uñas se encogerán y el esmaltado perderá su forma.

3. No prescindas de un protector previo

Una vez se hayan limpiado y secado, es hora de proteger tus uñas con un esmalte prebase protector. Si quieres lograr un esmalte de uñas duradero no debes prescindir de este paso, ya que el protector permite una mayor adhesión de la pintura y las mantiene protegidas. Además aportan vitaminas que las fortalecen y las mantienen sanas.

Para una buena protección, aplica una capa en la mitad superior de la uña y una segunda capa que ocupe toda la uña. Si buscas una mayor duración del esmalte, no olvides cubrir el borde superior de la uña, ya que esto asegurará que toda la superficie esté cubierta y tardará más en descascarillarse por la punta.

4. No agites el esmalte

El bote del esmalte se suele sacudir para homogeneizar y airear la pintura antes de aplicarla, pero esto puede crear molestas burbujas de aire que luego pasarán a nuestras uñas. Para evitarlo, hazlo rodar entre tus manos en vez de agitarlo arriba y abajo.

5. Aplica el esmalte en capas finas

Una vez se ha secado la prebase, toca aplicar el esmalte para dar color. El mejor truco para lograr un esmalte de uñas duradero será aplicarlo en finas capas en vez de pintar una muy gruesa. Aplicaremos una primera capa muy fina para evitar burbujas o bultos en la superficie.

Una vez seco aplicaremos una segunda capa final, también fina, pero que acabará de cubrir la uña. En este caso también se recomienda cubrir bien el borde de la punta superior de la uña, para prevenir por más tiempo el descascarillado.

6. Completa con un top coat

Otro paso imprescindible para lograr que nuestro esmalte de uñas dure más tiempo es aplicar una capa de top coat. El top coat es un barniz protector transparente que protege la capa de esmalte de color y aporta brillo.

Se recomienda no esperar mucho a aplicarlo una vez hayamos terminado con el esmalte, ya que sus efectos serán más duraderos si se diluyen con la capa de color, consiguiendo de esta forma unas uñas más resistentes.

7. Frío para secarlas antes

Secar bien las uñas es una de las partes más importantes (y aburridas) del proceso, ya que cualquier pequeño toque estropeará el esmalte con total seguridad. Podemos avanzar el proceso con algunos trucos, pero hay que conocerlos.

Una falsa creencia muy extendida es la de que secando las uñas con un secador adelantamos el proceso. Pero nada más lejos de la realidad, ya que el aire caliente impide que el esmalte se seque. Para secarlo más rápidamente tendremos que optar por poner el secador en modo aire frío o utilizar un ventilador.

Otro truco es mantener las puntas de los dedos en agua helada durante un minuto o dos. Esto ayudará a que se sequen más rápidamente. Ten en cuenta también que si hay humedad en el ambiente, deberás esperar algo más para que se sequen por completo. No lograremos un esmalte de uñas duradero si se estropea nada más realizar la manicura. ¡Paciencia!

8. Más top coat para mantener

Otro truco para mantener el esmalte por más tiempo será el de ir aplicando de vez en cuando una nueva capa de top coat, para mantener el sellado de la uña y que no pierdan el brillo. Es recomendable realizarlo cada dos o tres días.

9. Si tienes que volver a pintar, que sea sobre superficie lisa

Si se nos han despintado y no tenemos tiempo a empezar de nuevo el proceso, también podemos volver a aplicar una fina capa de esmalte. Pero antes de hacerlo, es importante eliminar cualquier bulto o burbuja que haya podido quedar. Para ello podemos usar un bastoncillo para quitar estos restos, y luego volver a pintar con una fina capa la parte desgastada.

10. Evita el contacto prolongado con el agua

Mantener nuestras manos mucho tiempo bajo el agua, especialmente si esta está muy caliente, facilitará el deterioro del esmalte. Para evitar esto y el contacto con otras sustancias que pueden ser demasiado agresivas, lo mejor es utilizar guantes si por ejemplo tenemos que lavar los platos.

11. Utiliza jabón suave

Otro consejo para mantener un esmalte de uñas duradero es el de cambiar desinfectante de manos por jabón suave. Los desinfectantes de manos favorecen que las uñas se sequen demasiado y estropean la capa protectora.

12. Usa hidratantes y protectores

De igual forma que necesitábamos cuidar bien las uñas antes de aplicar el esmalte, también favorecerá una mayor duración el mantener este cuidado. Es por ello que se recomienda utilizar aceites especiales para uñas para mantenerlas hidratadas y evitar las molestas pieles de las cutículas que puedan estropear nuestra manicura.

Ingrid Dalmau