Mitos sobre la luna y sus efectos sobre las mujeres

9 months ago

Margarita Luna

Se dice que las diferentes fases lunares influyen en aspectos como tu ciclo menstrual, entre otros. ¡Te explicamos cómo!

Estos mitos sobre la influencia de la luna en las mujeres existen hace miles de años.
Estos mitos sobre la influencia de la luna en las mujeres existen hace miles de años. Fuente: Unsplash

La luna, ese satélite que nos mira desde el cielo y que nos ha acompañado durante toda nuestra existencia, ha servido de inspiración para artistas, de brújula de navegación para marineros y pescadores, objeto de estudio para físicos y astrónomos, de guía para los astrólogos, de objeto de adoración y culto en varias culturas, entre muchas otras cosas.

Desde tiempos ancestrales, han surgido miles de mitos sobre la luna que aún hoy siguen vigentes y en los que de una manera u otra se argumenta el hecho de que todos somos parte de la naturaleza. Y no es para menos, muchas cosas de las que conocemos e incluso de las que nos alimentamos no existirían sin el influjo de la luna y su magnetismo.

Al mismo tiempo, uno de los mitos sobre la luna le ha dado una relación más estrecha con nosotras, las mujeres, ya que tanto el ciclo lunar como el ciclo menstrual tienen una duración de 28 días. Te lo explicamos a continuación.

¿La luna afecta a las mujeres?

La similitud entre el ciclo lunar y el ciclo menstrual femenino ha dado paso a muchas creencias sobre su relación directa con el comportamiento de las mujeres y los cambios en su cuerpo. Estos mitos sobre la luna han sido adoptados en mayor o menor medida por las mujeres de hoy, teniendo en cuenta, claro está, las condiciones sociales en que vivimos, de donde venimos o en qué cree nuestra cultura.

De esta manera, hay quienes dependen de la fase de la luna para la fertilidad, para cortarse el pelo dependiendo de los efectos que la fase tenga, e incluso, para rastrear sus emociones, cambios de humor, relaciones interpersonales o para tomar algunas decisiones. Hoy te contamos un poco más acerca de estos mitos sobre la luna.

Mitos sobre la luna y sus efectos

Estos son algunos de los mitos existentes sobre la influencia que tiene la luna sobre nosotras. ¿Crees en alguno de ellos?

1. El ciclo lunar influye en el ciclo menstrual

Comencemos por explicar los ciclos. El ciclo lunar empieza con la luna llena, que es cuando vemos la luna completamente redonda e iluminada. De ahí pasa a la fase de cuarto menguante, donde va perdiendo luz hasta llegar a la luna nueva, fase en la que la vemos muy poco. Por último se transforma en la fase de cuarto creciente, adquiriendo más luz hasta llegar nuevamente a la luna llena.

El ciclo menstrual pasa por un proceso bastante similar. Empieza con la menstruación que es cuando el endometrio que estaba preparado para procrear, se rompe y lo eliminamos en forma de flujo sanguíneo, a partir de ahi pasa por una fase en la que se prepara para una nueva ovulación, que es la tercera fase y las más fértil de la mujer. Si no hay embarazo entonces la siguiente fase es la de preparación para eliminar el endometrio, que conduce una nueva menstruación y de esta manera inicia un nuevo ciclo.

Existen muchas similitudes entre los ciclos lunares y los ciclos menstruales.
Existen muchas similitudes entre los ciclos lunares y los ciclos menstruales. Fuente: Pixabay

Este es uno de los mitos sobre la luna más sorprendentes, debido a la similitud entre los dos ciclos. Dentro de los 28 días ambos ciclos pasan por cuatro fases con dos momentos claves: uno de eliminación y pérdida de luz, y otro de plena iluminación y fertilidad; algunas mujeres también lo relacionan con momentos en los que tienen más o menos energía. En algunos lugares, estar en periodo menstrual se le llama “estar en luna”, y algunas mujeres intentan sintonizarlo con las fases lunares.

Algunos de estos mitos sobre la luna y el ciclo menstrual vienen de hace miles de años atrás, y cuentan por ejemplo que existieron tribus que pensaban que la luna llena violaba a sus mujeres, motivo por el que menstruaban durante esta fase. En otras culturas, se realizaban reuniones y rituales de mujeres bajo una tienda roja durante la influencia de la luna llena, porque en ese momento todas menstruaban y estaban aún más poderosas.

Ahora que sabes todo esto ya podemos preguntarte: ¿crees que el ciclo lunar influye en el ciclo menstrual?

2. Cortarse el pelo según las fases de la luna

Este es otro de los mitos sobre la luna más populares, que dice que según la fase de la luna debemos cortarnos el pelo dependiendo de si queremos que crezca más rápido, más fuerte o más brillante.

Aquí lo que destaca es la creencia sobre la influencia de la luna en la fertilidad, no solo en nosotras las mujeres, sino también sobre las plantas, los animales y los cultivos. Si quieres saber cuando debes cortarte el pelo según las fases de la luna, te lo contamos a continuación.

Cortarse el pelo en luna llena

El mejor momento para cortarse el pelo es durante la luna llena, siempre y cuando lo hagas el día anterior a la lunación o durante el mismo día entre las 6 de la mañana y las 12 del mediodía. Con esta luna, lograrás que tu pelo crezca mucho mas sano y fuerte, se mantenga brillante y abundante y crezca a una velocidad relativamente rápida. Es la fase perfecta para cuando tu pelo está teniendo un mal momento.

Cortarse el pelo en cuarto menguante

Durante esta fase el crecimiento del pelo es un poco más lento asi que es mas recomendable para aquellas que prefieren llevarlo más corto o lo tienen muy abundante y quieren mantener la forma del corte por mas tiempo. Lo ideal es poder cortarlo entre las 6 de la mañana y las 12 del mediodía.

Cortarse el pelo con la luna nueva

Otro de los mitos sobre la luna es que no cortes tu pelo durante esta fase, ya que la luna no está visible y por lo tanto puede generar debilitamiento de las fibras capilares, un crecimiento más lento y menos saludable, y te puede generar caída. Mejor esperar a la siguiente fase.

Cortarse el pelo en cuarto creciente

Esta fase lunar es la mejor si quieres que tu pelo crezca rápido y con fuerza. Ideal para cortar un poco las puntas abiertas ya que te puede ayudar a mejorar la estructura de las hebras. Eso sí, hazlo entre las 6 de la mañana y las 12 del mediodía.

Se dice que la luna también afecta la fertilidad y el crecimiento del pelo.
Se dice que la luna también afecta la fertilidad y el crecimiento del pelo. Fuente: Pixabay

3. Influencia de la luna sobre la fertilidad

Otra de las teorías acerca de la influencia de la luna sobre las mujeres es sus efectos sobre la la fertilidad. Se dice que los diferentes ciclos lunares no solo afectan la menstruación, sino que también tienen poder sobre nuestra sexualidad.

Una de las ideas que se tiene es que la mujer tiene más probabilidades de quedarse embarazada durante la fase de luna llena. Por el contrario, cuando se está más cerca de la luna nueva las probabilidades son menores.

Incluso la creencia hindú también le atribuye el sexo del bebé a la fase de la luna en la que fue concebido respecto a la ovulación, siendo niño en luna nueva y niña en luna llena. En la civilización China, comparten la creencia de que nacerá una niña si fue concebida en luna llena y un niño si se concibe en cuarto creciente o cuarto menguante.

Además de esto, también existe la idea de que la fase lunar influye en el deseo sexual y la líbido. En este sentido, es normal que durante la fase de luna llena el deseo sexual sea mucho más elevado, ya que estás más sensible a los estímulos y te será más fácil llegar al climax. Por el contrario, durante la luna nueva la energía es más baja y el apetito sexual es mucho menor. En todo caso, es una excelente fase para probar nuevas cosas en la cama, ya que las relaciones sexuales son más eróticas y apasionadas.

Ya conocíamos como la luna influye en el agua y mueve las mareas. Esperamos que ahora que hemos desvelado estos mitos sobre la luna, esta te puede ser de utilidad. Recuerda que “vivimos en un planeta azul que circula alrededor de una bola de fuego al lado de una luna que mueve el mar, y ¿tu no crees en los milagros?”

Margarita Luna