Los 6 diferentes tipos de acondicionador para el cabello

2 months ago

Aline Beatriz Suárez del Real Islas

Para tener un cabello sedoso, manejable y con brillo es básico usar de un buen acondicionador.

Los 6 diferentes tipos de acondicionador para el cabello

Después de lavarnos el pelo con champú lo recomendable es utilizar el acondicionador. Este se ha convertido en un producto imprescindible para el cuidado del cabello, pero ante tantas opciones en el mercado se vuelve muy complicado elegir.

Seguro que muchas veces has dudado acerca de la opción más adecuada dentro de los diferentes tipos de acondicionador para el cabello. Existen muchas opciones, pero lo importante es elegir un tipo de acondicionador que se ajuste a tus necesidades y a tu tipo de cabello y cuero cabelludo.

Los 6 diferentes tipos de acondicionador para el cabello

Hasta hace algún tiempo, se creía que el acondicionador tiraba el cabello. Esto es falso. Lo que ocurre en realidad es que este producto suaviza el cabello y al cepillarlo, todos los cabellos que normalmente ya caen como proceso natural lo hacen más fácilmente.

La elección del tipo de acondicionador debe ser de acuerdo al tipo de cuero y cabello que se tenga. También al estilo de vida, al grado de daño que tenga el cabello o cómo te guste que se vea. ¿Quieres saber cuál es mejor para ti? Revisemos los tipos de acondicionador para el cabello.

Acondicionadores regulares

Los acondicionadores regulares se pueden usar a diario y representan el mejor cuidado para nuestro cabello. El acondicionador le brinda al cabello una capa grasa que le da brillo y sedosidad después de usar el shampoo, pues este hace una limpieza profunda que le quita la grasa natural al cabello.

Aún cuando el shampoo que se utiliza no contenga sulfatos, es probable que tu cabello requiera una ayuda “extra”. Es ahí en donde entra la acción del acondicionador. Algunos son ligeros y otros más espesos, y su función es cubrir esa capa natural que además, lo protege. Se pueden usar diariamente, solamente hay que recordar enjuagar bien.

Pero, ¿qué tipo de acondicionador para el cabello elegir entre tantas opciones que existen?

1. Cabello normal

El cabello normal es fácil de cuidar siempre que no tenga tinte o tratamiento químico. Tu cabello entra en la categoría de “normal” si no es ni grueso ni delgado, ni graso ni seco, y no se esponja demasiado ni tampoco se “aplasta”.

Para el cabello normal puedes usar prácticamente cualquier acondicionador. Basta con que lo apliques solamente en las puntas. De ésta manera no estarás alterando su condición natural, pero estarás protegiéndolo. En lugares o épocas de frío extremo es mejor aplicarlo en todo el cabello.

2. Cabello delgado

El cabello delgado necesita el uso diario de acondicionador. Sobre todo porque es muy fácil que se enrede, además de que es común que se vuelva quebradizo. Si est tu caso no te agobies, pues usando el acondicionador adecuado podrás tener un cabello sedoso y desenredado sin problema.

En este caso se tiene que usar un acondicionador ligero. Esto se nota al sacar un poco de producto, pues la consistencia debe ser menos espesa. No debe aplicarse en las raíces, sobre todo si se tiene el cuero cabelludo graso.

3. Cabello grueso

El cabello grueso no se enreda fácilmente pero tiene tendencia a estar seco. Si tu cabello es grueso y abundante quizá tu única preocupación es que tenga demasiado volúmen. Si bien el acondicionador no podrá controlar esto del todo, sí que puede contribuir a alisarlo un poco.

Es pertinencte es estos casos elegir un acondicionador espeso para cabello que pueda parecer algo seco y maltratado. Recuerda que si el cuero cabelludo es graso hay que procurar no poner acondicionador en las raíces.

4. Cabello rizado

El cabello rizado requiere productos especializados que le aporten hidratación. El cabello que vemos en los anuncios que lucen un rizo perfecto y uniforme es producto de un proceso químico, el cual permite lograr que cada rizo adquiera su forma perfecta.

El cabello rizado natural es un poco más caprichoso. Necesita mucha hidratación, por lo que debes elegir un acondicionador hidratante. Si tu cuero cabelludo no es graso puedes aplicar un acondicionador ligero en raíces y uno espeso en el resto del cabello.

5. Cabello teñido

El cabello teñido necesita champú y acondicionador especializado para tratamiento químico. Ya sea que lo tengas delgado o grueso, graso o seco, el tinte provoca un cambio radical en la estructura y textura de tu cabello, por lo que antes que nada necesitas sanar el daño.

El acondicionador para cabello teñido no solo brinda humectación, sino que cuenta con tratamiento especial para cubrir y reparar. Si sientes tu cabello está menos vital después de aplicar tinte no te angusties, puedes utilizar un acondicionador reparador para recuperar la salud en tu cabello.

6. Acondicionadores profundos

Los acondicionadores profundos o mascarillas son un tratamiento que debe utilizarse de forma puntual. Es un tipo de acondicionador para el cabello que se recomienda usar una o dos veces por semana. Y es que, aunque son muy efectivos para reparar el cabello dañado, también tienden a dejarlo pesado y espeso.

Si sientes tu cabello muy dañado, quebradizo o sin brillo puedes decidirte por utilizar un acondicionador profundo después del champú. Lo ideal es dejartlo en tu cabello y déjalo actuar por unos 5 minutos para finalmente enjuagar.

Si tu cabello está continuamente expuesto a agentes que lo dañan a diario como el uso del secador, deberías entonces incluir el uso de un acondicionador de este tipo en tu rutina de cuidado del cabello.

De todas las opciones en el mercado, elige aquella que vaya de acuerdo con tu cuero cabelludo y tipo de cabello. Utiliza la misma marca por dos o tres meses y luego cambia a otra. ¡Eso le dará una imagen de vitalidad a tu cabello! Recuerda también utilizar no demasiada cantidad de producto en cada aplicación para evitar una sobresaturación de proteínas.

Referencias bibliográficas

  • Barel, A.O., Paye, M. y Maibach, H.I. (2009). Handbook of Cosmetic Science and Technology, Third Edition. CRC Press.

Aline Beatriz Suárez del Real Islas

Comunicóloga