Cambiar de vida: 20 consejos decisivos para empezar de cero

Ya sea empezar de cero o tomar nuevos caminos, con estos consejos lograrás todo lo que te propongas.
Cambiar el rumbo y empezar de nuevo no es fácil.
Cambiar el rumbo y empezar de nuevo no es fácil. | Unsplash

 

Ya sea porque has tenido problemas que quieres dejar atrás o porque te has visto desmotivada y sin saber cómo seguir, puede que en algún momento te hayas planteado dejar todo para perseguir tu sueño y cambiar de vida.

Tratar de cambiar nuestro rumbo para poder empezar de cero no es tarea fácil, ya sea por miedo o inseguridad. Por eso te damos algunos consejos sobre cómo puedes empezar de nuevo para cambiar de vida y comenzar a vivir como quieres.

Formas de cambiar de vida y comenzar de nuevo

Nosotras somos nuestros propios agentes de cambio y las que tenemos que dar los pasos necesarios para que se produzca este cambio de vida. A continuación te explicamos cómo puedes iniciar este proceso y de qué forma puedes empezar este nuevo camino.

1. Perdona y supera conflictos

Si quieres cambiar de vida y empezar de cero, es importante haber sanado primero las heridas y haber superado los conflictos que quieres dejar en el pasado. No busques este cambio para huir de tus problemas ni hagas nada de lo que te puedas arrepentir luego.

Para poder seguir adelante y empezar una nueva vida, es importante perdonar a aquellos que nos han hecho daño y no tener asuntos pendientes que puedan ser un obstáculo en tus nuevos planes.


2. Autoconocimiento

Para poder cambiar de vida, primero debes conocerte a ti misma en profundidad. Realiza un ejercicio de autoconocimiento y reflexiona sobre qué te ha llevado a tomar esta decisión.

Analiza los problemas que quieres dejar atrás y qué puedes hacer para mejorar; o bien, piensa acerca de qué motivación te lleva a buscar un cambio en tu estilo de vida.

Antes de poder empezar de nuevo, también debes ser consciente del momento en el que te encuentras y de dónde te gustaría estar.

3. Sigue tu pasión

Sigue tu corazón para poder cambiar de vida a una que tú elijas. No dejes que los deseos de otros influyan en los tuyos y asegúrate de que tus decisiones son genuinas.

No cambies para contentar a otra persona ni dejes de hacerlo por el mismo motivo. Lo importante es que sigas tu intuición y cambies para poder hacer lo que más te apasiona.

4. Anota tus planes

Dejar por escrito tus planes puede ayudarte a organizar mejor tus ideas y a mantener el foco en tu objetivo. Hay ideas que en nuestra cabeza pueden sonar bien y factibles en un momento dado, pero una vez escritas nos pueden parecer absurdas al cabo de unos días.

Inicia un diario con los planes para cambiar de vida y tus deseos. Anota cómo te sientes al respecto y ve repasando lo que hayas anotado cada semana.

5. Ponte un objetivo y focaliza

Una vez tengas claros tus planes, establece un objetivo y céntrate en conseguirlo. Piensa en los distintos aspectos que quieres modificar y qué objetivos necesitas para lograr cambiar de vida.

Establece objetivos a corto plazo que requieran de pequeños pasos y te ayuden a mantenerte motivada, pero sin perder de vista los objetivos a largo plazo.

Una forma de lograrlo es tener una pizarra a la vista con los objetivos anotados, que te permita tenerlos presentes y te ayude a seguir adelante en tu plan de cambiar de vida.

6. Acepta el cambio

Muchas personas desean cambiar de vida pero no se atreven a evolucionar. Para iniciar este proceso debes aceptar que la vida son cambios, y que debes fluir con ellos para progresar y no estancarte. Si buscas empezar de cero en una nueva vida, debes aceptar y abrirte a los cambios.

7. Pierde el miedo

Y para evolucionar y llevar a cabo ese cambio de vida, debes dejar a un lado los miedos y abrirte a lo desconocido. La inseguridad y el miedo al fracaso son límites que te pones tú misma y que te impiden abrirte a nuevas experiencias. Sal de tu zona de confort y vive positivamente este proceso de transformación.

8. Deshazte de las excusas

Puede que aparte del miedo, haya otras cuestiones que te planteas y que te frenan a la hora de perseguir tu sueño y cambiar de vida. ¿Son obstáculos reales o son simples preocupaciones lo que te impide iniciar este camino? Deja a un lado las excusas y empieza a tomar las riendas de tu proceso de cambio.

9. Confía en ti

Una vez has aceptado el cambio, has perdido el miedo y te has deshecho de las excusas, ya solo queda que confíes en ti misma y en poder lograr tus objetivos. La seguridad en ti misma es lo más importante para poder seguir este camino hacia el cambio y lograr todo lo que te propones.

10. Pensamiento positivo

Otro punto importante será mantener un pensamiento positivo. No pierdas de vista los motivos que te llevan a querer cambiar de vida y céntrate en lo bueno que vas a conseguir. Deshazte de la negatividad y mira el lado bueno de las cosas. Aprende de las malas experiencias para convertirlas en puntos a mejorar y que te lleven a lograr el cambio.


11. Sé realista

Eso sí, sé siempre realista. Un pensamiento positivo no implica verlo todo de color de rosa. Hay que ser consciente de los posibles baches o problemas que puedan haber y no crearse falsas expectativas. Es importante que los objetivos de cambio sean realistas.

12. Estar preparada para el fracaso

Y por ello es básico estar preparadas ante el fracaso. Todos nos equivocamos y no siempre sale todo como podemos esperar, pero los errores forman parte del camino y podemos aprender de ellos. No te rindas ante un posible fracaso, aprende de la experiencia y sigue adelante.

13. Toma responsabilidades

Para poder cambiar de vida y empezar nuevos caminos, debes ser consciente de que tú eres tu propio agente de cambio y debes tomar responsabilidades. Para ello es importante no culpar a los demás de tu situación y tomar las riendas de tu vida. El cambio no se realizará solo y debes trabajar para lograr cumplir tus objetivos.

14. Sé flexible

Con una mente rígida no podrás evolucionar. Para lograr alcanzar tus objetivos debes ser flexible y ser capaz de adaptarte a las nuevas oportunidades que te brinda la vida. Si te atreviste a iniciar este proceso de cambio en tu vida, debes atreverte también a adaptarte a los nuevos cambios que surjan en el camino.  

15. Quédate con lo necesario

Empezar de cero no significa abandonar tu antigua vida y dejar todo atrás. Es importante que puedas dejar atrás lo innecesario o lo que te lastraba para lograr tus objetivos y poder cambiar de vida, ya fueran bienes materiales o personas; pero también debes mantener todo lo que te hacía bien y que necesitarás a tu lado en este proceso.

16. Pide ayuda si la necesitas

También debes estar dispuesta a pedir ayuda si en algún momento lo necesitas. Aunque tú misma seas tu agente de cambio en este proceso, no tienes por qué realizarlo todo sola. Puede que en algún momento necesites apoyo para seguir adelante, así que no dudes en pedirlo para poder seguir adelante.

17. Sé paciente

Pero uno de los consejos más importantes a tener en cuenta si quieres cambiar de vida es que debes tener paciencia. Los grandes procesos de cambio llevan tiempo y no se producen de un día para el otro, por lo que debes tener paciencia y esforzarte cada día para lograr tus metas. Una forma de lograrlo es poniéndote pequeños objetivos a corto plazo que te ayuden a mantener el camino hacia tu objetivo.

18. No pierdas de vista el presente

Una forma de no perder la paciencia ni la esperanza es tratar de vivir el presente. Para lograr evolucionar es importante no anclarse en el pasado ni preocuparse por el futuro, sino centrarse en el momento presente y en los pequeños logros que te van a llevar hacia tu meta.

19. Sé fiel a ti misma

Cambiar de vida no implica dejar de ser la persona que eras. Aunque dejes atrás el pasado y tomes otras actitudes para adaptarte al cambio, sigues siendo tú misma. Sé fiel a ti misma y a lo que te motiva para poder seguir adelante sin perder el rumbo. De esta forma tus logros serán mucho más satisfactorios porque serán reales y saldrán de tu corazón.

20. Aprende de la experiencia

Aprende a disfrutar cada momento de este proceso de cambio y de la aventura que supone iniciar un nuevo proyecto. La vida es un viaje y no un destino, y lo importante será aprender y aprovechar cada paso que tomemos hasta lograr nuestras metas. No esperes a disfrutar de tu nueva vida, aprende a apreciar cada momento que te llevará hasta ella.



Comentarios

envía el comentario