Cómo lavar la copa menstrual, en 7 pasos

hace 1 semana

Paz Beltrán

Una guía paso a paso para lavar y cuidar tu copa menstrual.

Cómo lavar copa menstrual

La copa menstrual se ha convertido en una excelente alternativa a las toallas, compresas y tampones. En la búsqueda de las mujeres por una opción cómoda e higiénica para pasar la menstruación de la mejor manera, la copa menstrual ha venido a ser una gran solución: cómoda, fiable y económica.

Existen muchas marcas en el mercado, tienen formas y tamaños diferentes y cada mujer puede encontrar la que se sienta más cómoda. No obstante, una inquietud muy común al adquirir una es cómo lavar la copa menstrual. Aquí los 7 pasos para hacerlo.

Aprende a lavar y cuidar tu copa menstrual

Una de las ventajas de la copa menstrual es que no requiere grandes cuidados. Suelen ser muy duraderas, por esta razón es que se convierten en alternativas económicas frente al uso común de toallas femeninas, también conocidas como compresas, y tampones.

Sin embargo, hay que aprender a lavarla y cuidarla. Aunque al principio puede parecer difícil o que requiere mucho tiempo, una vez que has adquirido práctica, será muy sencillo lavar la copa menstrual y mantenerla en estado óptimo.

1. Lavarse las manos

El paso más importante al manipular la copa es tener las manos perfectamente limpias. La copa menstrual puede requerir que se lave al vaciarla durante un día de menstruación y también al final del ciclo.

Pero hay que recordar que siempre que se vaya a manipular la copa, nuestras manos deben estar limpias. Basta con agua y jabón, aunque es importante asegurarse que no quede ningún residuo de jabón en nuestras manos.

Solamente con agua si es que por alguna razón no hay jabón a la mano. Si por alguna razón no cuentas con jabón de manos, es suficiente con lavarlas bajo el chorro de agua. Otra opción es utilizar toallitas húmedas para bebés, por lo que siempre será muy práctico que cargues con un pequeño paquete en tu bolsa.

Este paso es primordial para evitar alguna infección. Las probabilidades de que exista una por el uso de la copa menstrual es mucho menor que por la manipulación de esta con las manos sucias, por eso la importancia de lavarse las manos antes de tocar la copa.

2. Lavado durante el período

El segundo paso nos va a servir para realizar el lavado de la copa durante el período. La copa requiere que la vacíes entre 8 a 12 horas según el flujo de cada mujer. Para esto, hay que retirar la copa, vaciarla y enjuagar antes de volver a introducir.

No obstante, la copa menstrual está hecha de silicona, lo que la hace resistente a las bacterias, así que lavarla al chorro de agua es más que suficiente entre vaciado y vaciado. Para esto basta con el agua del grifo.

Pero si por alguna razón no puedes lavarla con agua, limpiarla con papel de baño es más que suficiente. Hay quienes prefieren lavar con un poco de jabón, aunque esto no es necesario pero, de realizarse, hay que cuidar que se trate de uno neutro sin perfumes, así que el jabón para lavar las manos no es buena opción.

Si la copa menstrual tiene algunos agujeros, entonces sí es recomendable lavar con agua. Se puede utilizar agua embotellada en caso de que no se pueda usar la del grifo. En estos casos lo mejor es llenar la copa y taparla con una mano mientras que con la otra se presiona para que el agua salga a presión por los agujeros y los limpie.

3. Lavado profundo

Una vez que el período ha finalizado, se recomienda hacer un lavado a mayor profundidad. Este paso no es necesario entre cada vaciado de la copa. Con un lavado sencillo es suficiente y no hay riesgo de infección si se siguen las recomendaciones.

Pero al final del ciclo y antes del siguiente paso hay que realizar un lavado profundo de la copa menstrual. Este segundo lavado tiene como objetivo retirar residuos de los agujeros o relieves que algunas copas menstruales tienen como parte de su diseño.

Para esto es útil utilizar un cepillo pequeño, puede ser uno de dientes. Hay que asignar un cepillo especial para esto y no utilizarlo para ninguna otra cosa. También se pueden usar cotonetes o palillos para llegar a zonas muy pequeñas.

Esto se realiza directo en el agua del grifo, y al igual que con el lavado durante el período, puede usarse o no jabón. Siempre hay que recordar que el jabón debe ser neutro, sin perfumes y que hay que enjuagar muy bien para eliminar residuos.

4. Desinfectar con agua hervida

El cuarto paso es desinfectar la copa menstrual. Esto debe realizarse una vez al mes. No es necesario hacerlo durante el ciclo menstrual. Es decir que entre cada vaciado de la copa, será suficiente con lavarla al chorro de agua.

Pero una vez que haya terminado tu menstruación es recomendable desinfectar la copa. Este paso puede hacerse inmediatamente después de que terminó el sangrado o unos días antes del siguiente ciclo para asegurar que se ha mantenido desinfectada.

Para este paso solo requieres un cazo y llenarlo con agua. Antes que meter la copa menstrual, hay que dejar que el agua hierva. Una vez que esto suceda puedes meterla y dejarla ahí por no más de 3 minutos, es importante no dejarla más tiempo para evitar que se degrade por el calor.

Con esto será suficiente para esterilizar la copa menstrual. Después, simplemente hay que dejar secar en una superficie limpia y seca y guardar en su bolsa o estuche asignado para esto. De esta forma estará lista para su próximo uso.

5. Otras opciones de desinfección

Si desinfectar la copa menstrual en agua hirviendo se te dificulta, existen otras alternativas. En ocasiones poner la copa a hervir en un cazo directo en los fogones no es una opción viable o cómoda para todas las mujeres.

Si se comparte la cocina con alguien más o simplemente es un paso que prefieres evitar, se puede recurrir a las pastillas esterilizadoras o a hervir en el microondas. En ambos casos la eficacia es exactamente la misma que desinfectar en agua hirviendo.

En el caso de las pastillas esterilizadoras, se consiguen fácilmente en farmacias o supermercados, se utilizan para esterilizar los biberones para bebé. Se usan en agua fría, por lo que no tendrás que hacer uso de una estufa.

Para desinfectar en microondas hay que colocar la copa menstrual en un recipiente apto para microondas, no taparlo y dejar aproximadamente 3 minutos. Con esto será suficiente para que la copa menstrual esté desinfectada.

6. Secar y guardar

El secado de la copa menstrual es un paso importante para mantenerla limpia. Durante el vaciado que se realiza en el transcurso del período no es necesario dejar secar por completo. Después de lavarla con agua, con sacudir un poco para eliminar el agua es suficiente.

También puede utilizarse papel de baño para retirar la mayor parte de agua, aunque hay que tener mucho cuidado en no dejar residuos del papel pegados en la copa. Por esta razón lo mejor es simplemente agitar un poco y volver a colocar.

Por otro lado, cuando se realiza un lavado profundo de la copa menstrual, o se esteriliza, entonces sí hay que dejar secar muy bien. Para esto solo hay que dejar que seque al aire en un lugar ventilado y en una superficie limpia y seca.

Una vez que la copa se encuentre seca y sin ningún residuo, hay que guardarla en su funda o estuche especial y guardarla ahí hasta que llegue el siguiente ciclo menstrual. De esta forma se garantiza que al volverla a usar la copa menstrual se encuentre totalmente limpia.

7. Qué hacer si aparecen manchas

Es común que las copas menstruales se manchen al paso del tiempo. Aunque esto no representa ningún riesgo a la salud, lo mejor es eliminar estas manchas para conservar su color habitual y no confundir con manchas que sí puedan quitarse.

Para quitar las manchas de una copa menstrual se puede utilizar vinagre blanco o agua oxigenada. Si la mancha es más oscura y profunda, siempre será mejor utilizar el agua oxigenada pues el vinagre suele ser más ligero.

Si se va a usar agua oxigenada, hay que vaciar una parte de agua oxigenada por una parte igual de agua y sumergir la copa menstrual durante 24 horas. Una vez que haya pasado este tiempo, debe lavarse de forma habitual.

En el caso del vinagre, el proceso es similar. Se sumerge la copa en un recipiente que contenga una parte de vinagre blanco por dos de agua. Después de 24 horas se retira y se lava con abundante agua para eliminar cualquier resto de vinagre.

Paz Beltrán

Socióloga

Paz Beltrán nació en Sevilla en 1991. Estudió el Grado de Sociología en la Universidad Pablo de Olavide y desde entonces ha adquirido mucha experiencia en la redacción de textos por diferentes medios digitales españoles y franceses. Colabora con La Guía Femenina desde noviembre de 2017 aportando su conocimiento en temas de sociedad, principalmente.