Cómo quitar la caspa (con 5 remedios anticaspa naturales)

7 months ago

Amanda Coeting

La caspa es un problema capilar que resulta antiestético y molesto. ¡Te damos algunas soluciones!

La caspa es un problema capilar producido por la descamación del cuero cabelludo.
La caspa es un problema capilar producido por la descamación del cuero cabelludo. Fuente: Disponible en: allthingshair.com

La caspa se produce con la descamación del cuero cabelludo, que ocurre cuando este está muy seco o, por el contrario, cuando hay una problema de dermatitis seborreica, en el que se presenta un exceso de los aceites naturales de nuestro cabello.

Si buscas cómo quitar la caspa, en este artículo te contamos qué hábitos puedes seguir para evitar su aparición y qué remedios son efectivos para reducir la descamación del cuero cabelludo.

Cómo quitar la caspa y evitar su aparición

Eliminar la caspa y acabar con la descamación capilar puede ser difícil, pero existen formas de acabar con este problema que resulta tan antiestético. Estos son algunos de los hábitos que puedes seguir para reducirla.

1. Mantén tu cabello limpio

Si estás buscando cómo quitar la caspa, lo primero que debes tener en cuenta es que mantenerlo limpio será básico para evitar el exceso de aceites naturales que produce nuestro cuero cabelludo. Dejarse suciedad en el pelo puede generarte picor y ganas de rascarte, generando así más caspa. Lo mejor es lavarla cada dos días, o cada día si tienes mucha caspa.

También será beneficioso cepillarse el pelo cada día, sobre todo antes de acostarte, para que puedas repartir los aceites por el cuero cabelludo. El cepillo debe estar limpio antes de usarlo.

2. Utiliza champús adecuados

Para quitar la caspa es recomendable utilizar champús específicos anticaspa, pero no cualquiera vale. Fíjate bien en los ingredientes de cada uno y escoge los que más te puedan beneficiar según el tipo de descamación que presentes.

Si los champús anticaspa son demasiado agresivos con tu piel, procura usar champús que respeten el pH neutro de tu cuero cabelludo o que sean para pieles sensibles.

3. Cuida tu alimentación

Una mala alimentación puede ser el orígen de las descamaciones del cuero cabelludo, por lo que una forma de quitar la caspa y prevenir la aparición de las descamaciones es mejorando tu alimentación y teniendo una dieta equilibrada.

Son recomendables los alimentos con muchos nutrientes, ricos en vitaminas, especialmente vitaminas B y C, y con ácidos omega 3. Por otro lado deberás evitar los azúcares, puesto que promueven la inflamación del tejido.

4. Evita el estrés

Algunos síntomas y cambios asociados al estrés contribuyen a la formación de más sebo en tu cuero cabelludo y a que se descomponga más, produciendo las descamaciones del cuero cabelludo. Si buscas cómo quitar la caspa, antes procura eliminar el estrés de tu vida y buscar formas de relajación que te ayuden a prevenirla.

5. Usa tintes cuidadosos con tu pelo

La mayoría de tintes de pelo pueden causar sequedad e irritación del cuero cabelludo, llegando a producir picazón y descamamiento. Escoge un tipo de tinte que sea delicado con tu pelo o utiliza productos para prevenir la irritación que pueden causar a tu cuero cabelludo.

Remedios naturales para eliminar la caspa

Los hábitos que te hemos comentado te ayudarán a prevenir la aparición de la caspa o a reducir su impacto, pero a continuación te damos algunos remedios caseros naturales que pueden ayudarte a quitar la caspa y combatir la descamación.

1. Aceite de oliva

Este producto tan habitual en nuestra cocina es también ideal para eliminar la caspa y además dejar un pelo suave y lleno de brillo.

Para usarlo como remedio tan solo necesitas masajear el cuero cabelludo con aceite de oliva antes de acostarte, para que lo vaya absorbiendo durante la noche y pueda hacer su efecto. Eliminará la caspa que pueda haber, calmará las irritaciones del cuero cabelludo y te dejará un cabello fuerte y sedoso.

2. Aceite de coco

Otro tipo de aceite beneficioso para combatir la caspa y la descamación es el aceite de coco, ya que es un potente hidratante y ayuda a evitar la sequedad del cuero cabelludo y a prevenir irritaciones. Aplicando este remedio una vez a la semana te ayudará a quitar la caspa.

Basta con frotar el cuero cabelludo con el aceite de coco y luego aclarar el pelo. Es importante que el aceite se aplique solamente sobre el cuero cabelludo y no en el cabello en sí. También es importante lavar bien la cabeza y retirar del todo el producto.

3. Zumo de limón

El zumo de limón es otro remedio eficaz contra la caspa. Para usarlo debes exprimir un limón y distribuir el jugo sobre el cuero cabelludo. Será más efectivo si lo haces masajeando la dermis. Debes dejarlo reposar y actuar durante unos 20 minutos. Luego debes lavarte el pelo y retirarlo bien con agua o champú si es necesario.

Es un tratamiento un poco más agresivo que el aceite debido a los ácidos cítricos, pero sus propiedades antibacteriales ayudarán a limpiar el exceso de sebo, descamaciones y a tratar la inflamación.

4. Vinagre de manzana

El vinagre de manzana es un producto con múltiples beneficios, y uno de ellos es que ayuda a equilibrar el pH de la dermis capilar y a combatir la caspa. Tiene propiedades antiinflamatorias y sus ácidos contribuyen a exfoliar el cuero cabelludo, ayudando a deshacerse de las descamaciones.

Para usarlo debes diluir el vinagre de manzana en un poco de agua, y aplicarte la solución una vez te hayas lavado el pelo. Masajea el cuero cabelludo con la solución. Ve con cuidado de que no caiga sobre los ojos o sobre alguna herida, puesto que su ácido es muy corrosivo y podría causar irritación.

5. Bicarbonato de sodio

Otro remedio para quitar la caspa es el bicarbonato de sodio, que actúa como otro potente exfoliante y ayuda a eliminar las descamaciones del cuero cabelludo. Para beneficiarte de sus propiedades limpiadoras debes usarlo a modo de champú, mezclando el bicarbonato con agua y aplicándolo sobre el cuero cabelludo.

Debes dejarlo actuar y aclarar tras un minuto. Puedes utilizarlo de este modo durante una semana para prevenir la aparición de la caspa.

Amanda Coeting