Infusión de jengibre: cómo prepararla y sus beneficios para la salud

Una infusión de esta planta puede ayudarnos a mejorar la salud intestinal.
Infusión de jengibre

El jengibre es una planta conocida por sus propiedades antiinflamatorias, diuréticas y antieméticas (previene y controla las náuseas), entre otras.

Sus propiedades lo convierten en una buena opción para tratar ciertos síntomas como los respiratorios o los gastrointestinales.

En este artículo hablaremos de la infusión de jengibre (o té): explicaremos los sencillos pasos para prepararla, sus propiedades y los beneficios para la salud que puede aportarnos.

Jengibre: ¿qué es y qué características presenta?

El jengibre se trata de una planta perteneciente a la familias de las zingiberáceas. Lo que se utiliza especialmente del jengibre para realizar infusiones es el rizoma fresco de la planta (es decir, su tallo subterráneo), que se caracteriza por tener un aroma y un sabor picante y alimonado.

Así, el jengibre se caracteriza porque posee propiedades aromáticas y medicinales destacadas. En medicina se ha utilizado y se utiliza a través de la infusión de jengibre, sobre todo para tratar síntomas respiratorios, menstruales y gastrointestinales, como iremos viendo.

Origen y países de producción

Pero, ¿de dónde procede esta planta? El jengibre es originario de zonas tropicales del Extremo Oriente. Su cultivo es amplio por todo el mundo, especialmente por las regiones tropicales.

Una curiosidad acerca de esta planta es que Jamaica es el país que más jengibre produce en todo el mundo. Sin embargo, no es el único, y le siguen países como: India, Nepal, Filipinas, China, Nigeria, Sri Lanka…

Algunos de sus beneficios (y usos)

Algunas utilidades del jengibre son que aromatiza los platos de arroz, los postres, las bebidas y tés (tanto fríos como calientes), las salsas agridulces, etc.

Además, el jengibre se considera un remedio que puede aliviar ciertos síntomas como vómitos, náuseas y hasta problemas intestinales. Por otro lado, se trata de un buen antiséptico (antimicrobiano: reduce la probabilidad de infección) y antiinflamatorio.

Infusión de jengibre: propiedades

El jengibre (y la infusión de jengibre) tiene propiedades muy positivas y beneficiosas para nuestra salud. Estas se deben principalmente a los aceites volátiles que contiene la planta, que son numerosos y diversos.

Algunas de las sustancias o componentes más destacados que contiene el jengibre son: vitaminas (sobretodo vitamina C y vitamina B6), ácido linoleico, sustancias fenólicas, enzimas proteolíticas, minerales (por ejemplo calcio, potasio, magnesio,...), etc.

Las propiedades más importantes del jengibre (o de una infusión de jengibre) incluyen: ayuda a reducir náuseas y vómitos, puede ser un remedio para la halitosis (mal aliento), combate virus (presenta propiedades antivirales), alivia síntomas respiratorios, estimula la circulación de la sangre y favorece la digestión.

Un poco más adelante concretaremos con más detalle cómo estas propiedades del jengibre pueden resultar beneficiosas para la salud. Primero, no obstante, vamos a ver cómo se prepara la infusión de jengibre.

¿Cómo prepararla?

La infusión de jengibre (o té de jengibre) es una manera saludable de consumir el jengibre. Se elabora a partir del tallo del jengibre junto con agua caliente. Vamos a ver cómo podemos prepararla, paso a paso, ya que se trata de una receta muy sencilla:

1. Cortar el tallo del jengibre

Lo primero que debemos hacer es coger un poco del tallo (o rizoma) del jengibre. Lo lavamos, lo pelamos y lo cortamos (idealmente a rodajas).

2. Hervir el agua

Seguidamente procederemos a poner agua a hervir. En el momento en que llegue al punto de ebullición, podemos añadir el jengibre.

3. Retirar del fuego y añadir limón o canela

Finalmente, retiraremos el agua del fuego y la dejaremos reposar algunos minutos. La podemos servir en tazas de té. Además, podemos añadir otros ingredientes a la infusión de jengibre, como por ejemplo limón o canela. Esto ayudará a reducir el sabor picante del jengibre y le dará un toque más agradable.

Beneficios para la salud

La infusión de jengibre presenta numerosos beneficios para la salud. Así, como hemos adelantado, consiste en un buen remedio para ciertas enfermedades gastrointestinales (por ejemplo indigestiones, diarreas o cólicos).

La infusión de jengibre también va bien para tratar las náuseas originadas por mareos (por ejemplo en un barco) u originadas por un embarazo en las mujeres. Otro de sus beneficios es que puede aliviar síntomas respiratorios originados por enfermedades respiratorias (por ejemplo una gripe, un resfriado, amigdalitis…).

Vamos a ver de forma detallada algunos de estos beneficios para la salud, así como algunos otros.

1. Alivia náuseas, vómitos y mareos

La infusión de jengibre se utiliza especialmente para tratar las náuseas y los vómitos producidos por el embarazo. Se puede tomar a lo largo del día, aunque es recomendable no tomarla inmediatamente antes, durante o después de las comidas principales. Esto se explica porque podría dificultar la absorción del hierro.

Pero no solo alivia las náuseas y los vómitos del embarazo, sino también de otro tipo, como por ejemplo las y los producidos por un tratamiento de quimioterapia. También se puede tomar la infusión de jengibre ante mareos por viajes en coche, avión, barco, etc.

2. Alivia los síntomas gastrointestinales

La infusión de jengibre también alivia síntomas gastrointestinales, como por ejemplo la diarrea o la gastritis, una inflamación de la mucosa gástrica. Esto se debe a que activa los procesos digestivos, estimulando las funciones estomacales. De esta manera, puede ayudar a reducir los síntomas de la diarrea (dolor, vómitos…).

Además, el jengibre posee una propiedad astringente; esto quiere decir que puede ayudar a contener la diarrea originada por una indigestión. A nivel práctico, se traduce en una disminución de las molestias del estómago. Además, también previene la reaparición de diarrea.

3. Mejora/alivia la voz

La infusión de jengibre también se ha utilizado para mejorar la voz. Esto lo hacen especialmente los profesores, cantantes, locutores de radio… Ya que están más expuestos a un sobreesfuerzo de ella. Concretamente, se utiliza la raíz del jengibre (tallo) en forma de infusión; esto permite calmar o mejorar las voces “sobrecargadas” o afónicas.

4. Alivia el dolor de garganta

También se puede utilizar la infusión de jengibre para tratar un dolor de garganta, o incluso un resfriado. En la infusión o té se suele añadir, además, limón y/o miel.

5. Ayuda a quemar la grasa y acelera el metabolismo

Otro beneficio para la salud de la infusión de jengibre es que potencia la quema de grasa de nuestro cuerpo, y ayuda a acelerar nuestro metabolismo. Esto es gracias a sus propiedades depurativas y adelgazantes. Además, como ya hemos visto, mejora las funciones digestivas.

6. Elimina los líquidos retenidos

La infusión de jengibre también nos puede ayudar a eliminar líquidos retenidos, lo que reduce la inflamación de ciertas zonas de nuestro cuerpo, así como la acumulación de líquidos. Es decir, se considera que posee propiedades diuréticas.

Referencias bibliográficas

  • Fiorella, K., Higa, L., Medina, K.M., Zambrano, F. y Lay, M.J. (2019). Infusión de jengibre y canela místico. Universidad San Ignacio de Loyola.
  • Salgado, F. (2011). El jengibre. Revista Internacional de Acupuntura, 5(4): 167-173.

Laura Ruiz Mitjana (Barcelona, 1993) es graduada en Psicología por la Universitat de Barcelona, con Máster en Psicopatología Clínica Infantojuvenil por la Universitat Autònoma de Barcelona. Se especializó en Trastornos del Neurodesarrollo. Actualmente trabaja como Psicóloga infantil en la Associació Catalana del Síndrome X Frágil y es redactora de contenidos de psicología y neurociencias en portales como MedSalud y Psicología y Mente.