¿Cómo quitar el hipo? 10 trucos efectivos para combatirlo

hace 2 meses

Aline Beatriz Suárez del Real Islas

El hipo aparece sin causa aparente, es molesto y en ocasiones es hasta doloroso.

Cómo quitar hipo

El hipo se origina a causa de un movimiento involuntario del diafragma. Ocurre cuando este músculo del abdomen se contrae súbitamente durante una respiración normal. Después de cada contracción la cuerdas vocales también se cierran, de ahí el característico sonido: “hip”.

Cómo quitare el hipo es una pregunta que se hacen muchas personas, y lo bueno es que existen trucos efectivos para evitarlo. Hay que evitar comer en abundancia y a gran velocidad, además de las bebidas gaseosas y alcohólicas. Pero hay mucho más que hay que saber y que se explica en este artículo.

¿Cómo quitar el hipo? 10 trucos efectivos para combatirlo

El hipo puede estar acompañado de dolor de pecho o abdomen. Es por esta razón que puede llegar a ser verdaderamente molesto. De todos modos lo importante es saber cómo quitar el hipo, y existen trucos efectivos para combatirlo.

Volver a respirar de forma normal es posible si se sabe aplicar alguno de los consejos más recomendables. Así, es posible olvidarse de las molestias o incluso del dolor que puede llega a provocar.

1. Beber agua

Beber agua o jugo es uno de los trucos más conocidos para quitar el hipo. Pero no se trata sólo de beber el agua como normalmente lo hacemos; hay que intentar tomar un vaso de agua o jugo lo más rápidamente que se pueda.

Para que este truco sea eficiente hay que beber el agua sin respirar por la nariz y hacerlo rápidamente. También puede funcionar hacer gárgaras unas tres o cuatro veces antes de comenzar a beber el agua.

2. Ejercicio de respiración

Con este ejercicio de respiración el hipo se va casi con seguridad. Cuando comienza el hipo y es imposible detenerlo, uno se pregunta cómo quitar el hipo rápidamente. Este ejercicio es sencillo, y se basa en contenter la respiración para que el diafragma regule su función.

Para llevarlo a cabo hay que estirar el cuello hacia atrás y contener la respiración mientras contamos mentalmente del 1 al 10. En ese momento hay que exhalar y volver a la postura normal.

3. Comer azúcar

Comer azúcar puede ser una forma eficaz de quitar el hipo. No tiene gran complejidad, pero hay que tener cuidado a la hora de realizarlo. Es efectivo si se hace como se explica a continuación.

La idea es que hay que tragar una cucharada de azúcar sin succionarla. Es decir que el azúcar debe pasar directo por nuestra garganta, sin que chupemos o mastiquemos. Para esto quizá sea más fácil si inclinamos la cabeza un poco hacia atrás y dejamos caer el azúcar.

4. Contener la respiración

Contener la respiración ayuda a que el diafragma restablezca su función. Es uno de los trucos más sencillos, aunque para algunas personas contener la respiración por mucho tiempo se vuelve algo complicado.

Para que sea eficiente hay que permanecer de pie o estar sentado en una posición cómoda. Simplemente hay que contener la respiración durante el mayor tiempo posible. Puede ayudar que después de esto se beban 10 sorbos de agua.

5. Respirar dentro de una bolsa de papel

Otro truco para combatir el hipo es respirar dentro de una bolsa de papel. Es otra forma de controlar la respiración para que el hipo desaparezca. Se necesita una bolsa de papel pequeña (o en su defecto una taza también puede servir).

Hay que hacer respiraciones profundas tapándose boca y nariz con la bolsa. Esto provocará que aumente el dióxido de carbono en la sangre y el cuerpo comenzará a reaccionar para deshacerse de él, olvidándose del hipo.

6. Taparse los oídos

Taparse los oídos funciona si se hace al primer síntoma de hipo. Cuando se siente la primera contracción del diafragma puede funcionar taparse inmediatamente los oídos. Con unos 30 segundos es suficiente.

Se puede combinar este truco con el de contener la respiración. Así, al mismo tiempo que se tapa los oídos con los dedos por alrededor de medio minuto, hay que intentar contener la respiración durante ese mismo tiempo.

7. Chupar limón

Chupar un limón funciona gracias a los ácidos que esta fruta tiene. Hay que cortar una rodaja de limón y chuparla para beber solamente su jugo. El ácido del limón permite que esta reacción del diafragma desaparezca.

Hay quienes recomiendan comerse entera la rodaja en lugar de solamente chupar el jugo. También puede funcionar, pero el sabor puede resultar incluso desagradable para quienes no disfrutan los sabores ácidos o fuertes.

8. Respirar sin respirar

El truco de “respirar sin respirar” ayuda a que el hipo se vaya en pocos minutos. En lo que consiste es en hacer una sola exhalación profunda para después taparse la nariz y la boca y mover el diafragma como si estuvieras respirando normal.

Esto obliga al diafragma a regular su ritmo, y por lo general después de unos segundos el hipo desaparece. Puede resultar complicado para quienes les cuesta trabajo contener la respiración, pero hacer este ejercicio en realidad no resulta complicado.

9. Un lápiz y un vaso de agua

Con un lápiz y un vaso de agua tenemos un truco eficiente para quitar el hipo. Esta forma de quitar el hipo no requiere demasiado esfuerzo, pero si puede ser un poco complicado. Simplemente hay que tomar un vaso de agua mientras se sostiene un lápiz con la boca.

Hay que buscar una postura cómoda, morder el lápiz de forma horizontal y sostenerlo ahí para posteriormente beber un vaso de agua sin dejar de morder el lápiz. Hay que intentar hacerlo lo más rápido posible.

10. Miel y ricino

Un truco efectivo para quitar el hipo es con miel y ricino. Para este truco hay que preparar dos cucharaditas de miel y combinarlas con dos cucharaditas de aceite de ricino. Luego hay que mezclar hasta que se combinen bien y luego ingerir.

La textura espesa de la miel y el ricino ayudan mucho. Por alguna razón, al llegar a la garganta las contracciones del diafragma se suavizan y finalmente se regulan, lo cual hace que el hipo desaparezca por completo.

Referencias bibliográficas

Aline Beatriz Suárez del Real Islas

Comunicóloga